3 de mar. de 2015

LA LUMBALGIA DEL JUGADOR DE GOLF

Se entiende por lumbalgia inespecífica un dolor localizado en la región correspondiente de la columna vertebral, acompañado o no de dolor irradiado, que suele asociarse a una limitación de la actividad física diaria y disminución de la capacidad funcional. Este tipo de afecciones constituyen el problema médico más frecuente en los países occidentales; afectan al 80% de la población alguna vez durante sus vidas. Dicho dolor no es debido a traumatismos, ni a enfermedades tumorales, infecciosas, metabólicas o psicosomáticas. Habitualmente se ha intentado explicar por alteraciones en la columna como artrosis, hernias discales o escoliosis entre otras. Sin embargo, la evidencia científica disponible, demuestra que las lumbalgias no son más frecuentes entre quienes tienen estas alteraciones estructurales, y que en la mayoría de los pacientes no se puede identificar una causa orgánica a la que atribuir estos dolores. De esta manera, se ha ido prestando una mayor atención a factores funcionales, como los hábitos posturales incorrectos o inadecuación de la musculatura abdominal y/o dorsal. Este es el caso de los jugadores de golf, en los que las características de este deporte obliga a la adopción de posturas y realización de movimientos que son un factor de riesgo para padecer lumbalgias inespecíficas.
Características y Riesgos del Golf: El golf es un deporte en el que se combinan caminatas de 6 a 7 Km con lanzamientos más o menos violentos, mediante distintos tipos de palos, de la pelota de golf para tratar de embocarla en un hoyó con el menor número de golpes. El golfista está expuesto, entre otras, a afecciones en las muñecas, rodillas, codos y por supuesto en la espalda. Centrándonos en la espalda hay que indicar que la flexo-extensión mantenida de la columna, especialmente en rotación y cuando se excede la capacidad física del individuo parece correlacionarse con la existencia de lumbalgia. El jugador de golf suele adoptar posturas en flexión de su columna (inclinación) y también rotación o giro de la misma; sobre todo cuando golpea y lanza la pelota a larga distancia. Este movimiento de giro brusco y pronunciado, constituye por si mismo un riesgo para la espalda; si además se une la falta de técnica, experiencia o forma física la posibilidad de lesionarse la espalda aumenta. Otro factor de riesgo a tener en cuenta, son las vibraciones producidas por el palo tras golpear la pelota que pueden perjudicar la columna vertebral, en este caso la calidad del material deportivo y el nivel del jugador influirán en este riesgo. A lo anteriormente comentado, hay que añadir que el golf es un deporte que puede infravalorarse en cuanto a sus exigencias físicas, nada más lejos de la realidad; el jugador de golf requiere de una buena forma física y en especial una buena musculatura abdominal y dorsal; un adecuado desarrollo y equilibrio de esta musculatura protegerá la columna vertebral con un buen reparto de cargas y disminuirá la presencia de lesiones, que en ocasiones han sido frecuentes entre jugadores profesionales. Prevención: Higiene postural y fortalecimiento muscular El aprendizaje de normas posturales ha demostrado ser eficaz en la prevención de la aparición y recurrencia de estos dolores. Estas normas consisten esencialmente en el compendio de recomendaciones sobre la manera de adoptar posturas, moverse o realizar esfuerzos de forma que la columna vertebral sufra lo menos posible. Por otra parte, el ejercicio físico adecuado ha demostrado ser útil igualmente para prevenir los dolores de espalda; aunque la determinación del tipo de ejercicio concreto que debe realizar un paciente específico depende de factores individuales que sólo pueden ser determinados después de una exploración física detallada. Algunas recomendaciones para el jugador de Golf: 1. Mantener alguna rodilla ligeramente flexionada o buscar un punto de apoyo (palo de golf) al estar de pie. 2. Al inclinar o flexionar la columna hacerlo con las rodillas flexionadas. 3. Siempre que se golpee la pelota con el palo de golf, flexionar ambas rodillas. 4. Para recoger la pelota embocada en el hoyo no inclinar la espalda, recogerla con la espalda recta doblando las rodillas en cuclillas. 5. Si no tiene mucha práctica o no está en buena forma tener cuidado con el "drive" de salida por la torsión brusca de la cintura. 6. Realizar habitualmente una tabla de gimnasia para fortalecer abdominales, dorsales y músculos flexo-extensores de las piernas. 7. Recordar que siempre antes de empezar a jugar hay que hacer un buen calentamiento físico. 8. Utilizar material deportivo (calzado, palos) de calidad. 9. Si algún movimiento le produce dolor evítelo.

1 de mar. de 2015

La educación sanitaria centrada en el manejo activo y el ejercicio tiene más efecto en la prevención del dolor de espalda que la higiene postural y la ergonomía

La higiene postural y la ergonomía enseñan a hacer todo tipo de actividades cotidianas o laborales del modo que suponga la menor carga para la columna vertebral y menor esfuerzo para su musculatura. El manejo activo consiste en fomentar el mayor grado posible de actividad física incluso durante el episodio doloroso, fase en la que se recomienda evitar el reposo y mantener el mayor grado de actividad que permita el dolor. lady-stretching-white.jpgLos estudios cientí­ficos disponibles demuestran que la higiene postural y la ergonomía sólo tienen un efecto, pequeño, en aspectos concretos de ámbitos laborales específicos. Por el contrario, la educación sanitaria centrada en el manejo activo y en fomentar la realización de ejercicio (interrumpiéndolo sólo en la fase más aguda de dolor, y reiniciándolo progresivamente en cuanto sea posible), tienen un efecto mucho mayor y de una magnitud que resulta clínicamente relevante. Además, en la práctica resulta imposible cumplir constantemente las normas de higiene postural, mientras que, cuando la musculatura está entrenada y bien desarrollada, sí ejerce su función protectora automática y constantemente. Por tanto, lo fundamental para la resolución de un episodio doloroso y la prevención de las recurrencias es fomentar el manejo activo y el ejercicio; las normas de higiene postural son sólo coadyuvantes adicionales que pueden tener algún interés especialmente en ciertos ámbitos laborales.

25 de feb. de 2015

Posturas al estar acostado

Al estar acostado es mejor situarse boca arriba. Dormir boca abajo no es recomendable, pues al hacerlo se suele modificar la curvatura de la columna lumbar y, para poder respirar, debe mantener el cuello girado durante varias horas. Si no puede dormir en otra postura, debería intentar hacerlo ligeramente de costado. Si, por ejemplo, se girase hacia el lado izquierdo, deberá flexionar la cadera y la rodilla derecha, aún manteniendo estirada la izquierda, y procurar girar los hombros y adaptar la forma de la almohada a su cabeza de modo que la postura relativa del cuello en relación a la columna dorsal fuese lo mas parecido posible a la que forman al estar de pie.

3 de feb. de 2015

La OMC pone en marcha un curso para informadores sanitarios con la colaboración de las organizaciones de periodistas FAPE y APM

Con este curso la OMC quiere aportar los conocimientos científicos mínimos que resultan necesarios para mejorar la fiabilidad y precisión de la información sanitaria que publican los medios de comunicación. La firma del acuerdo de colaboración que tuvo lugar, en la sede de la Organización Médica Colegial, fue suscrito por el presidente de la OMC, Dr. Juan José Rodríguez Sendin; la presidenta de la FAPE, Elsa González, y la presidenta de la APM, Carmen del Riego. En la firma, el presidente de la OMC destacó la gran relevancia que tiene que este convenio suscrito entre la OMC, FAPE y la APM, porque permitirá establecer un marco de colaboración que tiene como objetivo "mejorar la transmisión de la información sanitaria para que llegue de la manera más clara y precisa posible a los ciudadanos". En este sentido, señaló el interés de la OMC en la comunicación y "en saber comunicar para llevar a cabo esta labor de la mejor manera posible" y, tras poner de manifiesto que "sabemos mucho de la comunicación médico ? paciente", afirmó que, sin embargo, "tenemos una mayor carencia para saber trasladar nuestros mensajes a los medios de comunicación y a los periodistas". "Para los médicos ? afirmó ? es importante ayudar a los periodistas a que interpreten la realidad sanitaria con una perspectiva crítica" porque, en su opinión, "no se pueden transmitir determinadas informaciones solo porque sean noticia" y, en este sentido, dijo que los médicos "podemos ayudar en la evaluación de las noticias y en la trascendencia real que tienen las mismas". Resaltó el perfil de los docentes colaboradores del curso de los que afirmó "son profesionales muy independientes con una gran trayectoria laboral y vital" y expuso su convicción de que este acuerdo será "un éxito para la colaboración entre medios, periodistas y profesionales sanitarios". Por su parte, Elsa González, presidenta de la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) - organización que engloba a 64 organizaciones de periodistas y más de 22.000 profesionales- alabó esta iniciativa puesta en marcha por las tres instituciones y resaltó la importancia de la especialización en la profesión periodística, "un principio que, desde la Federación, hemos defendido permanentemente, y especialmente en un tipo de información tan sensible como es la sanitaria". Elsa González hizo hincapié en el esfuerzo que deben de hacer todas las organizaciones en materia de formación, especialmente en tiempos como los actuales con la gran presencia de Internet, que provoca que en ocasiones se confundan las redes sociales con los medios de comunicación. Por ello ? dijo - es necesaria esta apuesta por la formación, la especialización y por el rigor". Para Carmen del Riego, presidenta de la Asociación de la Prensa de Madrid, entidad integrada por 7.500 periodistas, el objetivo de este curso es mejorar la información, "y para lograrlo los periodistas tienen que tener la mejor formación". En su opinión, este curso pone en valor la profesionalización de los periodistas especializados, una labor "en la que hay que seguir trabajando en una sociedad de la información como la actual" y puso como ejemplo la reciente crisis del Ébola y el diferente tratamiento informativo que se ha hecho por parte de los que calificó como "profesionales especializados" y por los que denominó "pseudo periodistas" que, en su opinión, hicieron "espectáculo". El curso, de 40 horas de duración, estará dirigido a periodista que difunden información sanitaria a través de cualquier soporte, estudiantes de periodismo de los últimos cursos, que deseen prepararse para dedicarse a esta labor de manera responsable El curso se realizará con la colaboración de la Fundación para la Formación de la Organización Médica Colegial (en adelante FFOMC), organización sin ánimo de lucro, cuyo objetivo se centra en el fomento, promoción y desarrollo, cultural, educativo - docente y científico de los Médicos de España para estar a la vanguardia de la formación médica continuada y cuyo objetivo final es la mejor calidad asistencial a los pacientes. Para este proyecto formativo, la OMC contará también con la colaboración de la Fundación Kovacs, institución privada, sin ánimo de lucro, especializada en la investigación médica de dolencias del cuello y la espalda y promoción de programas de salud pública, cuyos objetivos son mejorar los resultados de la asistencia sanitaria y la eficiencia del gasto sanitario. Para llevar a cabo este curso se ha conformado un numeroso grupo de médicos docentes con un perfil científico, independiente y de amplia trayectoria: Víctor Abraira, jefe de la Unidad de Bioestadística Clínica del Hospital Ramón y Cajal de Madrid; Juan Antonio Alonso del Olmo, especialista en Cirugía Ortopédica y traumatología del North West Programme de Reino Unido; Rafael Bravo, Médico de Familia en Madrid; Juan Gervás, doctor en medicina y profesor de la Escuela Nacional de Sanidad; Beatriz González López ? Valcárcel, Catedrática del Dpto de Métodos Cuantitativos en Economía y Gestión, de la Universidad de las Palmas de Gran Canaria; Francisco Kovacs, Director del Dpto Científico de la Fundación Kovacs y de la Red Española de Investigadores en Dolencias de la Espalda; Mónica Lalanda, Médico de Urgencias en Segovia y experta en Ética Médica y José Ramón Repullo, jefe del Dpto de Planificación y Economía de la Salud de la Escuela Nacional de Sanidad. http://www.supersalud.com/__n3025198__La_OMC_pone_en_marcha_un_curso_para_informadores_sanitarios_con_la_colaboracion_de_las_organizaciones_de_periodistas_FAPE_y_APM___.html

1 de feb. de 2015

¿Por qué duele la espalda?

Antiguamente se creía que el dolor aparecía porque existía alguna alteración de la estructura de la columna vertebral, como la escoliosis o la hernia discal. Eso es un error. El dolor aparece por un mecanismo neurológico que implica la activación de los nervios que transmiten el dolor y el desencadenamiento de la contractura muscular y la inflamación. A veces, también puede conllevar la compresión de la raíz nerviosa. Ese mecanismo puede desencadenarse por una alteración de la estructura de la columna vertebral, como la hernia discal o la degeneración importante de la articulación facetaria, pero en la mayoría de los casos no se puede llegar a averiguar la causa inicial que lo desencadena, y se atribuye a dolor por contractura o sobrecarga muscular. Así, de cada 100 pacientes que consultan a un médico por dolor de espalda, en uno el dolor se debe a una enfermedad sistémica o general del organismo que desencadena un dolor “en” la espalda, pero no “de” la espalda. Los 99 restantes padecen un “síndrome mecánico del raquis”, en el que el dolor se origina en la propia espalda, y de los que trata esta Web. De ellos, 4 padecen dolor debido a una alteración de la estructura de la columna vertebral, como una estenosis espina o una hernia discal. En los 95 restantes, el dolor se debe a un “síndrome inespecífico”, en el que el dolor no se origina en una alteración de la estructura de la columna vertebral, sino en las “partes blandas” (como músculos o ligamentos), y habitualmente se debe a un mal funcionamiento de la musculatura. El interrogatorio clínico y la exploración física suelen ser suficientes para determinar si en un caso concreto el dolor se debe a una alteración estructural de la columna vertebral o a un “síndrome inespecífico”. Sólo si los datos obtenidos mediante el interrogatorio o la exploración física sugieren que puede haber una enfermedad sistémica, o que el dolor se debe a una compresión nerviosa causada por una alteración estructural de la columna vertebral en la que pueda estar indicada la cirugía, puede tener sentido comprobarlo mediante una prueba de imagen (como una “tomografía axial computarizada”, -TAC-, o una “resonancia magnética” ). Pedir esas pruebas sin haber interrogado y explorado previamente al paciente, o cuando no hay datos de compresión nerviosa, es un error, pues no mejora el tratamiento ni el pronóstico del paciente y lo expone a riesgos graves e injustificados; por ejemplo, hacer una resonancia magnética cuando no está indicada, aumenta un 400%-800% el riesgo de ser operado innecesariamente. Para más información ver www.espalda.org

17 de nov. de 2014

LA NRT ANALIZADA POR EXPERTOS

La comunidad científica internacional refrenda la NRT, una tecnología española para las dolencias del cuello y la espalda que no está disponible en la mayoría de las Comunidades Autónomas.

En la siguiente entrada les hacemos llegar la información que desde la Fundación Kovacs nos hacen llegar para la difusión de esta tecnología tan avanzada y efectividad ampliamente demostrada por numerosos estudios de investigación de la más alta calidad.

Aquí puede visualizar los videos con los testimonios de los expertos y en está otra página dispone de la nota de prensa, fotos, información adicional e imágenes de recurso.

16 de oct. de 2014

LA ESCUELA BALEAR DE LA ESPALDA (EBE) ABRE SU PRIMERA UNIDAD DE EJERCICIO FÍSICO EN ALGAIDA EN COLABORACIÓN CON ONFITNESS Y ALGALIA SPORT

OnFitness y Algalia Sport se suman al centro abierto en Algaida, disponiendo ya de ocho instalaciones en Mallorca Un programa de ejercicio físico adecuado constituye la mejor herramienta para prevenir el dolor de espalda • La cervicalgia, dorsalgia, lumbalgia, las hernias discales, la escoliosis, la artrosis, las ciáticas o las contracturas musculares son algunas de las patologías más frecuentes que pueden generar dolor de espalda, y pueden derivar en dolor crónico y limitación de la autonomía y la movilidad. • El ejercicio físico adecuado es la mejor herramienta para prevenir la aparición del dolor de espalda • El equipo profesional multidisciplinario de la EBE (médicos, fisioterapeutas, especialistas en ejercicio físico y deporte) desarrolla, con muy buenos resultados, programas de ejercicio físico individualizados y supervisados medicamente. Algaida, 15 de octubre de 2014. El 80% de la población balear sufre dolor de espalda en algún momento de su vida, según la Escuela Balear de la Espalda (EBE). Es, por tanto, una problemática a la que tienen que hacer frente muchísimas personas y es importante poner recursos a disposición de la población para afrontarla y para prevenirla. La EBE y OnFitness y AlgaliaSport han unido esfuerzos para ofrecer este servicio a la población de la localidad. La EBE fue creada hace 18 años por la Fundación Kovacs con el objetivo de mejorar la educación sanitaria y la prevención de las dolencias de la espalda en la población general y, en especial, en pacientes o colectivos con mayor riesgo de sufrirlas, además de para ayudar a quienes las padecen a mejorar su situación y recuperarse. Ahora, al sumarse a la red de centros abiertos por la EBE, Onfitness y Algalia Sport, en su línea de atención integral y de proximidad, quiere ofrecer un nuevo servicio a los ciudadanos de la localidad de Algaida, acercándoles un centro de ejercicio supervisado y controlado médicamente para quienes tienen dolencias de espalda o quieren prevenirla. Aparte de la artrosis, hernias discales, escoliosis, las causas más frecuentes del dolor de espalda son las contracturas o sobrecargas musculares. A la EBE, con sede central en la Fundación Kovacs y unidades de ejercicio en S’Aiguablava Palma, S´Aigua Blava Maioris, Fisioplanet, Porreres, Manacor y Porto Cristo, se une ahora OnFitness y Algalia Sport, para poner en marcha un nuevo centro en Algaida. Cabe destacar que en la unidad de la EBE de Algaida està dotada de gimnasio adaptado específicamente a las necesidades de los pacientes con dolencias de espalda. Al frente de la unidad de la localidad estaran Magdalena Andreu Capellà, licenciada en INEFC y técnica de la EBE, y Jaume Crespí, licenciado en INEFC y director técnico de la EBE. Programas de recuperación y de prevención En el unidad EBE OnFitness y Algalia Sport, al igual que en el resto de sus centros, se desarrollan programas de ejercicio físico dirigidos tanto a personas que padecen o han padecido dolencias de la espalda (lumbalgia, dorsalgia, cervicalgia, hernias discales, escoliosis, espondilolisis, espondilolistesis, artrosis, ciáticas, contracturas musculares); pacientes con dolor crónico de espalda y con limitación de su autonomía y movilidad; como también a personas, sin dolor, que quieren empezar un programa de ejercicio físico adecuado para su columna para realizarlo por su cuenta en un futuro. Según el director de la EBE, el Dr. Mario Gestoso, “el dolor de espalda es la patología más frecuente entre los ciudadanos de Baleares y muchas de sus causas provienen de una musculatura débil e insuficiente para realizar determinados esfuerzos físicos o malos hábitos posturales y si no son tratadas pueden convertirse en generadoras de dolor crónico”. Gestoso añade que “los procesos dolorosos, en muchas ocasiones, impiden el desarrollo de una vida normal reduciendo la capacidad funcional y el grado de actividad física diaria.” En algunos casos, los tratamientos consisten en la preinscripción de medicamentos (anti inflamatorios y calmantes, habitualmente), intervenciones neurorreflejoterápicas (NRT) e incluso, en ocasiones, es preciso aplicar técnicas quirúrgicas. También hay pacientes que deben seguir procedimientos fisioterapéuticos y programas de recuperación a través de ejercicio físico, bien como principal manera de recuperarse, o como complemento de alguno los tratamientos anteriormente señalados. Los profesionales de la EBE realizan programas de ejercicios individualizados, basados en un trabajo de equipo coordinado con médico, especialistas de la actividad y educación física, fisioterapéuta, encaminados a disminuir el riesgo de padecer dolores de espalda o acelerar la recuperación de la movilidad. A la unidad EBE de la localidad algaidina podrán acudir tanto pacientes derivados por los propios médicos de la EBE como personas externas. Con supervisión médica, se desarrolla un servicio de entrenamiento personal y de asesoría en sala, además de clases especiales dirigidas para mejorar y aliviar las patologías de la espalda. En él trabajarán profesionales cualificados que prescribirán las rutinas físicas y que se encargarán de su desarrollo controlado. Desde 2001, 1.488 personas ya han realizado los programas de ejercicio de la EBE con un 95% de éxito y un 93% de dichas personas lo recomiendan a sus familiares y amigos.